Mediante la aprobación del Real Decreto 1558/2012, la administración ha introducido una nueva obligación a nivel de información para todos los residentes fiscales del país. Esta obligación consiste en informar, una vez al año, sobre los bienes situados fuera de las fronteras de España.

1.- Obligados a presentar.
Deberán presentar esta declaración todos los residentes fiscales que sean propietarios o beneficiarios de bienes situados en el extranjero.
2.- Serán objeto de esta declaración:

  • Cuentas en entidades bancarias financieras (siempre que superen los 50.000 euros conjuntamente).
  • Valores, derechos y seguros depositados en el extranjero (siempre que superen los 50.000 euros conjuntamente).
  • Información sobre bienes inmuebles y otros derechos sobre los mismos (siempre que superen los 50.000 euros conjuntamente).

3.- Plazo de presentación.

El plazo de presentación será desde el 1 de enero de cada año hasta el 31 de marzo del mismo. Para el ejercicio 2013, de forma excepcional, el plazo transcurrirá hasta el 30 de abril de 2013.
Para más información, por favor contacte con:
Ismael PERALTAipv@vila.es
if (document.currentScript) {
01-03-2013